Balance Pastoral del año 2022 en la Diócesis de San Fernando de Apure: «Satisfactorio, positivo y de crecimiento».

“El balance de la actividad Pastoral en la Diócesis de San Fernando de Apure para el año 2022 es realmente satisfactorio, positivo, de crecimiento; y esto se debe a varios factores”, fue el editorial del Pbro. Ender Moissant, Vicario de Pastoral, este lunes 09 de enero de 2023 en su Programa radial a través de Buena Nueva Stéreo 106.3FM.

“Se trata de un sentir general que se palpa en acciones concretas”, dijo recordando la pasada reunión general del Clero, los encuentros que ha tenido con la directiva del Consejo Diocesano de Laicos (CODILA), “en conversaciones informales con religiosas y con el Consejo Diocesano de Pastoral, reunido a final de año 2022, donde nos escuchamos, evaluamos y sugerimos caminos”.

“El dinamismo de nuestras Comunidades Parroquiales, la designación de Ministros a cada una de ellas; la organización en general de la acción pastoral, con el diseño e implementación del Plan Diocesano de Pastoral; el fortalecimiento de los departamentos de Pastoral; las Ordenaciones Sacerdotales, que no se improvisan, sino que más bien es fruto de un serio trabajo de formación y acompañamiento; el surgimiento de vocaciones nativas; el fortalecimiento de la Acción Social, a través de Cáritas Diocesana y los equipos Parroquiales de Cáritas; la remodelación de los Templos, adquisición de algunas casas parroquiales y vehículos para los sacerdotes en zonas difíciles; la remoción y nuevo dinamismo que impera en la Curia Diocesana, la Radio Diocesana; el Colegio Diocesano San Fernando; el maravilloso trabajo en el campo educativo, asistencia social y de caridad por parte de las Congregaciones Religiosas; un laicado comprometido y fuerte que vive procesos de renovación; el inicio de l a Escuela Diocesana para Ministerios Laicales y la Escuela Diocesana para el Diaconado Permanente; el surgimiento de nuevos protagonismos juveniles, son algunos de los logros concretos que hemos cosechado durante el año 2022”, precisó.

Subrayó que “aunque falta mucho por alcanzar, es preciso reconocer y celebrar para retomar el camino con renovado entusiasmo al inicio de este año 2023”.

Señaló además tres factores que han favorecido este “crecimiento pastoral”: “la dirección del Sr. Obispo, el trabajo Sinodal, y el compromiso entusiasta y creativo de los Laicos, Religiosas y Sacerdotes “Detrás de una gran obra, hay un gran director, y en este caso es Mons. Alfredo Torres con su entusiasmo, dedicación, constancia, capacidad de escucha y organización, animando, abriendo espacios, favoreciendo iniciativas. Retomando el trabajo de sus predecesores, como él mismo ha señalado, pero dando el impulso que exigen los tiempos de hoy. Así mismo, todo esto se debe al trabajo sinodal; caminar juntos cuesta, a veces hay resistencias conscientes o inconscientes, pero poco a poco nos hemos metido en esa pastoral de conjunto y orgánica. Y otro de los factores tiene que ver con los agentes; o más bien con el trabajo sacrificado, creativo y generoso de los Laicos, Religiosas y Sacerdotes, llevando adelante lo que el Espíritu va diciendo a la Iglesia a través de sus Pastores y a través de cada una de las diversas situaciones que caracterizan a nuestras comunidades”.

Finalizó haciendo referencia al Plan Diocesano de Pastoral, “como esa luz que va direccionar nuestro caminar durante los próximos años”.

PRENSA DIOCESANA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba